Recomendaciones de la NSA para limitar la exposición de datos de ubicación

La Agencia de Seguridad Nacional de los Estados Unidos (NSA) ha publicado recomendaciones para limitar la exposición de los datos de ubicación.

Por diseño, los dispositivos móviles almacenan y comparten datos de geolocalización. Determinan la ubicación a través de cualquier combinación del sistema de posicionamiento global (GPS) y las señales inalámbricas (p. ej., celular, inalámbrica, o Bluetooth).

Los dispositivos móviles pueden exponer los datos de ubicación del usuario, tanto si están encendidos como apagados. Además, la información de ubicación se puede obtener de muchas aplicaciones, dispositivos de IoT y plataformas de redes sociales.

Aunque dirigidas a los empleados del Departamento de Defensa (DoD), las recomendaciones son útiles para que todo usuario pueda proteger los datos de ubicación.

  • Desactivar la configuración de los servicios de ubicación en el dispositivo.
  • Desactivar Bluetooth y Wi-Fi cuando no estén en uso activo.
  • Usar el Modo Avión cuando el dispositivo no esté en uso, asegurándose de tener desactivados Bluetooth y Wi-Fi.
  • Ajustar la configuración de privacidad de las aplicaciones para garantizar que no usen ni compartan datos de ubicación.
  • Desactivar los permisos de publicidad en la mayor medida posible.
  • Desactivar la configuración (FindMy o Find My Device) que permite rastrear un dispositivo perdido, robado o extraviado.
  • Minimizar la navegación web en el dispositivo, tanto como sea posible, y establecer la configuración de ubicación de privacidad/permiso del navegador para no permitir el uso de datos de ubicación.
  • Utilizar una red privada virtual (VPN) anónima para ayudar a ocultar la ubicación.
  • Minimizar la cantidad de datos con información de ubicación que se almacena en la nube, si es posible.

Para más detalles, consulte el documento “Limiting Location Data Exposure” (PDF) de la NSA.

Deja una respuesta